Mindfulness, esa palabra que escuchamos tanto últimamente, pero ¿sabemos realmente qué significa y en qué consiste? En los últimos años el caos y el estrés han provocado el gran apogeo de diferentes disciplinas o técnicas de relajación como contrapartida a esta vida frenética. Y hoy te hablamos de ésta que es, posiblemente, la más trendy de los últimos tiempos. Descubre los beneficios que el mindfulness puede traer a tu vida. ¡Relájate y disfruta!

Qué es el Mindfulness

Traducido al castellano podríamos hablar de “atención plena”, y se refiere a tener consciencia del ahora y de las cosas más simples y cotidianas: apreciar cada olor, sonido, cada emoción, sensaciones corporales, la respiración…

Parece tarea fácil, pero, realmente, no estamos acostumbrados a ello, por eso, hay que hacer un esfuerzo y poner toda nuestra atención en cada sensación dejando los pensamientos, problemas y horarios a un lado.

A diferencia de la meditación, en el Mindfulness no sólo hablamos de la atención centralizada en un sentimiento o pensamiento, sino que, además, se trata de ser conscientes de cómo manejamos ese foco de atención. No es solo el qué sino también el cómo.

En definitiva, es saber vivir cada experiencia, cada momento y ser consciente de ello; vivir un instante con intencionalidad, prestar atención plena al momento presente, a la realidad, sin juzgar, sólo sintiendo. Es importante proteger nuestro cuerpo de los efectos del estrés y del agobio, para ello es conveniente cuidarse también por dentro, y por eso, el zumo antioxidante de Vía Nature es realmente interesante, ya que protege nuestras células de los efectos del estrés, este peligroso aliado.

Beneficios del Mindfulness

Practicar Mindfulness puede mejorar tu calidad de vida y, por ende, tu salud tanto física como mental.

  • En lo personal, nos ayuda a tener un mayor autocontrol y, como consecuencia, nos resulta más fácil manejar situaciones estresantes y amenazantes, y nos enseña a ser resilientes. Gracias al autocontrol, tenemos mayor consciencia de nuestros pensamientos y actuaciones disminuyendo, así, nuestros cambios de humor bruscos y reduciendo el estrés.
  • En el trabajo, ese autocontrol nos hace conseguir centrarnos en objetivos, ya que mejora nuestra capacidad de atención y concentración. Además, ese nuevo estado de relajación y tranquilidad nos ayudará a aumentar la creatividad.
  • A nivel psicológico, se reducen los niveles de cortisol, que son los responsables del estrés, por lo tanto, nuestro estado de ansiedad disminuye. Por lo tanto, a nivel emocional, también mejoraremos porque esa reducción de estrés aumentará nuestras emociones positivas. Es una técnica muy interesante para las personas con depresión.
  • En el plano intelectual, a la hora de ejercitar la memoria lo tendremos más fácil ya que nos ayuda a desarrollar la materia gris del cerebro, aumentando así los niveles de aprendizaje.
  • Socialmente, nuestros comportamientos son menos agresivos, y al estar en un estado más sereno, seremos más empáticos y eso hará que mejoren nuestras relaciones personales e incrementan las habilidades sociales, por lo que aumentará también nuestra autoestima. Yo en este párrafo colocaría un punto. Es un poco largo)
  • A nivel físico, Es un aliado contra el insomnio, favorece el sueño y, por lo tanto, ayuda a que nuestro sistema inmunitario se fortalezca y las defensas aumenten.

Acostumbrados a un ritmo de vida frenético, no es fácil entrar en el mundo del Mindfulness, por lo que no desesperes si al principio no eres capaz de concentrarte o de aguantar más de 10 minutos. Con el tiempo irás aprendiendo y tu cuerpo y mente irán adaptándose a esta nueva forma de vida que, sin duda, será mejor.  ¿Cuándo empezamos a cuidarnos?